Algunos de los que están familiarizados con este blog han leído ya, en el enlace que tengo en el menú de la izquierda desde hace ya tiempo, la historia de una mamá y su decisión para educar en familia. Paola Montenegro es esa mamá, y junto a su esposo Marcelo educan a sus hijos por muchas de las mismas razones que tenemos otras familias que en otros lugares hacemos lo mismo.
Marcelo ha tenido la amabilidad de compartir en un email con nosotros una de sus experiencias con la que estoy segura nos identificaremos todos los que educamos a nuestros hijos en familia. Algunos pedacitos aquí:

" fuimos a hablar con esta señora que se sentía ya muy responsable al saber lo que estabamos haciendo con nuestros hijos, y nos comenzó a advertir de problemas que pueden tener los chicos en el futuro cercano y lejano. Su gran tropiezo fue con la socialización, argumentando que los chicos al salir al mundo se iban a encontrar con una realidad muy cruel, que ellos ya debían conocer esa realidad tan cruel para que de grandes estén preparados para la pulseada con la calle."
" Fueron muchas los detalles que le compartimos de nuestro compromiso con nuestros hijos...Que en realidad no compartíamos completamente el termino homeschool que significa “escuela en casa”, que lo usábamos para identificarnos, pero esencialmente la educación es en TODO LUGAR. En casa, en la calle, en una tienda, en casa de un vecino, en una institución, en un club, en la iglesia, etc."
"...Que mientras en la escuela las energías están puestas en las calificaciones por la ambición de un buen titulo, en el hogar las energías están puestas en ellos. "
"... Bien, verdaderamente nos agrado su interés en ayudarnos, pero eran tan vacíos los argumentos y los prejuicios que todo resulto en otra “discusión” en cuanto a leyes, mención de la constitución, de palabra del Señor, etc. Fueron reuniones totalmente estériles. Pues no les cabia explicación ni verdad alguna. Ellas estaban obsesionadas con que los chicos debieran ir a la escuela, sea por lo que sea, cueste lo que cueste, pase lo que pase."
"...Sin embargo otra vez se aplica lo que un día por gracia de Dios pude escribir. “El reino del revés”. Donde la mentira se transforma en verdad. Donde la cucaracha se come al gato. Donde a lo bueno le dicen malo y a lo malo bueno."
"... Sin embargo, entendemos que aquí en Argentina hay que pagar el precio para que la educación en casa sea regulada por el gobierno, y este puede ser el comienzo."
Pero le invito a que lea la historia completa y pueda sentirse identificado con ese término que Marcelo ha usado y que me ha parecido muy apropiado: "El mundo del revez". No deje de comentar en el libro de visitas de la familia Montenegro para hacerles saber que alrededor del mundo hay otras muchas familias que están también viviendo esta alternativa educativa.

2 interesantes comentarios

  1. Perla Adams // martes, agosto 28, 2007 3:51:00 a. m.  

    La Educación en Casa no es una alternativa, es una obligación de los padres establecida ‎en la Biblia.‎

    La jurisdicción de la educación de los hijos reside en la familia únicamente, nunca en el ‎estado, ni siquiera en la iglesia.‎

    Los que se oponen a la Educación en Casa es por ignorancia de la Biblia o por ‎desobediencia a la misma.‎

    La creación de la Educación Socializada Pública y/o Privada pero siempre controlada por ‎los estados, nace del seno del humanismo y directamente contra la Cristiandad. Esto esta ‎muy bien documentado en manifiestos humanistas de principio del siglo pasado. ‎
    Para mayores detalles y análisis de porque la Educación tiene que ser en la Familia, ‎refiero el articulo "Siete Verdades Innegables de la Educación en Casa" en el siguiente ‎link:‎

    http://www.triviumpursuit.com/articles/7_und_trs_hsing_spanish.php

  2. Educando en Familia // martes, agosto 28, 2007 11:18:00 p. m.  

    Saludos Perla!

    Muchas gracias por el comentario y el enlace. Estoy segura que después de leer la experiencia de la familia Montenegro a más de uno se nos pusieron "rojas las orejas".